Tom Hardy, conocido actor por sus grandes interpretaciones en películas como Mad Max, o por su rol de Bane en Batman y en general por su impecable carrera cinematográfica. Sin embargo, no sólo por eso podemos destacar la influencia de este sujeto. A todos nos cae bien Hardy, pero, hay que admitirlo, nos cae aún mejor desde que supimos que es un dog lover.

Así es, porque Hardy hizo conocido a su perro Woody Woodstock, a quien adoptó luego de encontrarlo abandonado, a través de redes sociales y en eventos, de esta manera, el canino se convirtió en toda una celebridad en poco tiempo. Luego de su fallecimiento en 2017, Tom quiso dedicarle unas palabras a su amigo, e hizo publica una carta que le escribió como muestra de gratitud y amor:

“La primera que vez vi a Woodstock estaba corriendo cerca de un peaje en la madrugada de una noche oscura en Peachtree, Georgia, Atlanta, mientras rodábamos Lawless. Él era un perro callejero. 11 semanas de edad. ‘Oh no’, pensamos. Fui rápidamente detrás de él, pero ni siquiera estaba seguro de que era un perro. Paramos el coche. Usé mi teléfono para iluminar la carretera por si se acercaba algún coche pudiera verme. Traté de ganarle terreno, pero era rápido. Vi esa cosa corriendo hacia la carretera a buena velocidad, donde pasaban los coches y camiones. Recuerdo sus orejas rebotando hacia el tráfico en la oscuridad. Iba a toda velocidad lejos de nosotros hacia la muerte inminente.

A la mierda, pensé, esto es un perro. ¿Qué estoy haciendo? Corrió directamente hacia mí y me golpeó en las piernas. No podía ver, pero podía oír su angustia y me agaché pensando que me iba a morder. Esperaba sentir sus dientes mientras con la mano cogí un montón de piel de su cuello para levantar lo que en realidad era un peso increíblemente ligero. Lo subí frente a mi cara y lo iluminé con mi teléfono. Era un muy pequeño, literalmente, y sus dos grandes ojos marrones miraron directamente a los míos. Estaba aterrorizado, pero completamente tranquilo.

Cuando volví al coche y me senté, se acostó sobre mi hombro y se quedó dormido. Y resopló. Claramente había pasado por muchas cosas, pero parecía estar listo para relajarse. Lo llevamos directamente a una tienda de mascotas para limpiarlo y comprarle cosas buenas, un montón de cosas que necesitan los perros. Caminamos por los pasillos, mientras le dejamos elegir todos los juguetes que quería. Me dio todas las alegrías que un perro le puede dar a un humano. Fue mi mejor amigo tras la muerte de Max.

Era demasiado joven para dejarnos y estamos desolados por su pérdida. Estoy agradecido por su compañerismo y en cierto modo estoy aliviado porque ya no sufra. Pero el mundo era mejor para mí con él a mi lado.

Gracias Woody, por elegir encontrarnos. Te querremos y estaremos contigo y tú con nosotros para siempre. Nunca, jamás te olvidaremos. Tu chico, Tom. Te quiero por encima de todo. Hasta la luna y de regreso, y otra, y otra vez, hasta el infinito y más allá. Corre ahora con Max y los ángeles. Te veré cuando llegue allí. Te quiero con todo mi ser. Gracias por tu amor”.

El animal murió debido a una complicación de una enfermedad llamada polimiositis, cuando tenía seis años, sin embargo, su recuerdo el mensaje que nos entrega Hardy es sobre cuánto puede significar para una persona, y el fuerte vínculo que se puede generar hacia una mascota.

A continuación les compartimos el emotivo video que el actor subió a su cuenta de youtube

Comentarios

Comentarios