Pocas cosas pueden ser tan desafiantes como hacer tu primer largometraje. Hay mucho en juego y las posibilidades de fracaso son infinitas. Pero a pesar de todos los debuts que se han convertido en desastres directos o insípidos imprevistos, hay algunos que pueden ser electrizantes y darte la sensación de pisar mundos nuevos e inexplorados.

A continuación, hemos reunido una lista de nuestras operas primas favoritas, películas infalibles que te sorprenderá saber que fueron hechas por novatos.

Comentarios

Comentarios